Izquierda Unida saluda la implantación de un impuesto contra la especulación en España y otros 10 países de la Unión Europea

Considera que el apoyo español al Impuesto sobre las Transacciones Financieras (ITF) “tiene que acompañarse de diligencia en su implantación y complementarse con la lucha contra los paraísos fiscales”

Izquierda Unida, miembro de la Plataforma a favor del Impuesto a las Transacciones Financieras (www.itfya.org), ha manifestado su posición favorable a que España sea uno de los 11 Estados de la UE que han acordado aplicar el Impuesto de Transacciones Financieras (ITF) a través del procedimiento de Cooperación Reforzada.

IU, a través de su responsable federal de Economía y Empleo en funciones, José Antonio García Rubio, considera “positivo” que la Unión Europea haya aprobado la creación de un impuesto a la especulación, ya que mediante el mecanismo de Cooperación Reforzada 11 países, entre ellos España, Francia y Alemania, podrán establecer un impuesto a las transacciones financieras. Éste podría llegar a recaudar más de 35.000 millones de euros cada año y afectar a los sectores más ricos de la economía. La compra internacional de bonos, acciones y derivados se verán obligados a tributar, lo que puede tener un efecto muy positivo sobre la especulación financiera.

En los próximos meses, los países a los que atañe el acuerdo deberán consensuar legislativamente, con precisión, diligencia y coherencia los porcentajes que se deberán aplicar sobre los diferentes productos financieros. En este sentido, IU comparte la valoración que hace la Plataforma por el ITF en el sentido de que “será necesario presionar también para lograr que lo recaudado se utilice para apoyar a las personas más golpeadas por la crisis, combatir el cambio climático y para atender aquellas necesidades sociales y solidarias afectadas por los recortes públicos”.

El  llamamiento y la exigencia de los ciudadanos europeos que reclaman una lucha contra la especulación y que el sector financiero pague en parte la crisis que ha originado ha jugado un papel relevante en la consecución de este objetivo. En este sentido, Izquierda Unida “valora positivamente la movilización de todas las personas y de las organizaciones que han apoyado estos objetivos y la colaboración prestada para llevar adelante esta campaña”, afirma García Rubio.

Para IU, aún queda mucho por hacer y “será necesario estudiar con detenimiento las posibles zonas oscuras del acuerdo para evitar que los especuladores puedan burlar el impuesto. Esas son acciones sobre las que tendremos que ir presionando y complementarlas con la lucha contra los paraísos fiscales”, indica el dirigente federal.