IU denuncia que la subida de la nota para acceder a una beca de colaboración en departamentos universitarios es una "nueva vuelta de tuerca en la solapada campaña de exclusión social de Wert"

Las áreas federales de Educación y Juventud de IU advierten de que imposiciones como pasar de 6 a 7 la nota media para acceder a este apoyo al estudio suponen “más retrocesos sociales que se ceban con las personas que más necesitan las ayudas públicas para continuar sus estudios, además de ser una forma de selección y segregación encubierta contra los estudiantes”

Izquierda Unida, a través de sus áreas federales de Educación y Juventud, denuncia la “nueva vuelta de tuerca” del ministro José Ignacio Wert en cuanto al recorte de becas, en general, y en los estudios superiores, en particular, que “van encaminadas descaradamente a aumentar la exclusión social y la desigualdad entre el alumnado”.
 
Así, Izquierda Unida llama la atención sobre la Resolución de la Secretaría de Estado de Educación, Formación Profesional y Universidades, publicada en el BOE el pasado día 13 de julio por la que se convocan becas de colaboración de estudiantes en departamentos universitarios para el curso académico 2013-2014. En ella se incrementa a 7 la nota media para acceder a ellas, es decir, un punto más en comparación con la convocatoria del curso recién terminado.
 
“Estamos –asegura Enrique Díez, coordinador del Área Federal de Educación de IU-  ante otro recorte en las becas que muestra el talento de Wert para hacer los recortes en verano y de la forma más solapada posible. Mientras, se dedica a insultar en sede parlamentaria a los portavoces de los grupos de la oposición que cuestionan con argumentos sólidos el contenido de la ‘contrarreforma’ de la LOMCE y presume de practicar un diálogo inexistente que el propio BOE se encarga de desmentir casi a diario”.
 
Para Carlos Martínez Núñez, responsable de ‘Jóvenes de IU’, el “Gobierno del PP no sólo está reduciendo sustancialmente la cuantía de las becas para estudios superiores y de formación profesional sino que endurece aún más los requisitos para acceder a las que pueden conceder los departamentos universitarios a los estudiantes por colaborar en su actividad”.
 
Izquierda Unida denuncia que “estas medidas suponen más retrocesos sociales que se ceban con las personas que más necesitan las ayudas públicas para continuar sus estudios, además de ser una forma de selección y segregación encubierta contra los estudiantes”.
 
“Exigir una nota más elevada para conceder una beca –detalla Díez- es un recorte encubierto de las mismas. Muchos estudiantes quedan excluidos para solicitarlas y esto acaba siendo, como demuestran todas las investigaciones, una forma que impide acceder a las mismas precisamente a ese sector de la población que ha contado con menos medios a lo largo de la educación obligatoria para acceder a estudios postobligatorios”.
 
Enrique Díez destaca que “Wert, con una hipocresía política sin precedentes, disfraza este nuevo ataque al estudiantado con menos recursos como un impulso a la ‘cultura del esfuerzo y la excelencia’. En la práctica, esta ‘excelencia’ consiste realmente en que muchos jóvenes no tendrán la oportunidad de acceder a las becas que antes sí estaban a su alcance. Así se reduce el estímulo el espíritu investigador primando ese otro ‘espíritu emprendedor’ que tanto gusta al PP y que no es otra cosa que fomentar el endeudamiento o la financiación privada para poder acceder a la investigación”.
 
Martínez Núñez señala que “las becas no están concebidas para premiar a los buenos estudiantes. Sirven para apoyar el derecho a la educación y fomentar la investigación, máxime cuando a cambio se pide una colaboración en la Universidad. En una coyuntura marcada por el paro y la precariedad de millones de familias, en la que habría que incrementar las becas para garantizar una efectiva igualdad de oportunidades y que nadie deje de estudiar por motivos económicos, el Gobierno del PP sube espectacularmente las tasas y recorta las becas, todas las becas, en un ataque sin precedentes  a quienes tienen mayores dificultades económicas”.
 
Izquierda Unida denuncia que “el Ejecutivo de Mariano Rajoy, con Wert como ariete, perpetra un repertorio de medidas tendentes a expulsar de la Universidad a miles de estudiantes que no pueden costearse los estudios. Lo hace justo cuando la crisis ha condenado a millones de personas al paro y priva a miles de familias de los recursos precisos para que sus hijos e hijas accedan o continúen los estudios necesarios para su formación y acceso cualificado al mundo laboral”.
 
Desde las áreas federales de Educación y Juventud se señala que “cada vez tenemos más argumentos para renovar la clara exigencia de IU para la inmediata dimisión de Wert, el más nefasto de todos los ministros desde el final de la dictadura. Desde nuestra formación vamos a seguir combatiendo medidas de este tipo, como lo estamos haciendo con la LOMCE, y llamamos a toda la sociedad civil a organizarse para frenar estas imposiciones”.