Cayo Lara responde sobre la doble pregunta para la consulta catalana que IU "defiende un Estado federal y republicano" porque el "soberanismo" no arregla los problemas de los trabajadores

El coordinador federal muestra su “respeto” hacia la redacción concreta planteada, aunque muestra “dudas razonables” en relación a que el primer apartado “reconozca todas las sensibilidades” políticas existentes en Cataluña

El coordinador federal de Izquierda Unida, Cayo Lara, ha mostrado esta tarde su “respeto” hacia la doble pregunta para la consulta sobre la independencia en Cataluña pactada por diversas formaciones políticas catalanas, si bien ha mostrado sus “dudas razonables” en relación a que su redacción final “reconozca todas las sensibilidades” políticas existentes en este territorio. Lara ha destacado que IU “defiende el Estado federal y no un Estado independiente”.

En respuesta a las cuestiones sobre la celebración de una consulta soberanista catalana en noviembre de 2014 planteadas por los informadores en los pasillos del Congreso, Lara indicó con claridad que la formación que dirige respalda el derecho de Cataluña a decidir sobre su estatus, si bien defiende sin rodeos un Estado “federal, solidario y republicano”, ya que las soluciones “soberanistas” no van a arreglar los problemas de la clase trabajadora.

Poco antes se había hecho público el contenido de la doble pregunta pactada de cara a la consulta: ‘¿Quiere que Cataluña sea un Estado? y ¿Quiere que sea independiente?’. Frente a este planteamiento concreto, Lara insistió en que en el primer apartado no se recogen adecuadamente “todas las sensibilidades” existentes entre la ciudadanía catalana. Mostró un mayor distanciamiento hacia el segundo, dado que IU “desde tiempos inmemoriales” apuesta por la construcción “de un Estado federal” y no uno independiente.

El máximo responsable de Izquierda Unida destacó que su formación respeta el derecho democrático a decidir “sobre todo. Nadie le tiene que tener miedo a la democracia”. Valoró que las cuestiones puestas sobre la mesa abren un debate “rico” en Cataluña en el que se acabará imponiendo la razón de la necesidad de avanzar hacia un Estado federal porque el problema en Cataluña “no son las banderas sino las clases sociales”.

“El problema que tiene la mayoría social y la clase trabajadora en Cataluña –dijo- es un problema de aplicación durante años de políticas neoliberales, que son las que de verdad les están haciendo daño”.

Recordó el acuerdo que tiene firmado IU con ICV y EUiA para apoyar la consulta y buscar la manera de que se pueda celebrar en “condiciones de legalidad”, algo que tendrá mucho que ver con la actuación práctica que mantengan finalmente otras fuerzas políticas y, muy especialmente, el Gobierno del PP.