Javier Couso cuestiona la política de la Unión Europea hacia Ucrania

El vicepresidente de la Comisión de Asuntos Exteriores del Parlamento Europeo, el eurodiputado de Izquierda Unida Javier Couso, interpeló ayer a la recién nombrada Alta Representante de la UE para la Política Exterior, Federica Morgherini, a propósito de la situación de Ucrania, resaltando que la situación actual es "la consecuencia de un golpe de Estado".

En su intervención, realizada tras la rendición de cuentas de la ministra de Asuntos Exteriores de Italia en el contexto de la Presidencia italiana del Consejo, Couso preguntó si la política de la Unión Europea debe consistir en el apoyo de golpes de Estado allá donde no se cumplan sus objetivos comerciales.

Sobre el caso ucraniano en particular, el eurodiputado mostró su preocupación por el informe de la Presidencia italiana: "¿Cómo pueden ustedes hablar tan tranquilamente en su programa semestral de procesos de normalización y estabilidad interna, cuando la situación es fruto de un golpe de Estado?"
Se daba la circunstancia de que era la primera vez que la Ministra, Federica Mogherini, asistía al Parlamento Europeo después de que fuera nominada oficialmente como futura Alta Representante para la Política Exterior y Política de Seguridad de la UE. Aprovechando la ocasión, Couso interpeló a Mogherini: "¿legitima usted el golpe de Estado perpetrado contra el gobierno ucraniano el febrero de este año?". En su respuesta, la ministra se remitió a la contestación dada por el presidente del Comité, el democristiano alemán Elmar Brok, que negó la existencia de tal golpe.

El europarlamentario de IU también señaló la intervención norteamericana en la caída del presidente Yanukóvich: "se obvian las intromisiones de Estados Unidos, incluido en la formación de gobierno. Hay que recordar la intromisión de la señora Nuland [subsecretaria de Estado para Asuntos Europeos] que dio directrices a su embajador sobre los nombres que luego se han visto en el gobierno". En aquella oportunidad, la alto cargo estadounidense profirió un "¡que se joda la UE!", en un contexto en el que la inclusión de los diferentes cargos en el nuevo gabinete era también una lucha entre Estados Unidos y la Unión Europea.

El vicepresidente Couso también participó en el día de ayer en una reunión a puerta cerrada de los miembros de la mesa del Parlamento con los jefes de las delegaciones de la Unión Europea en terceros países.

Para ver la intervención del eurodiputado:
https://www.youtube.com/watch?v=FhMOZGDvW6I