Comunicado de IU por la marcha del World Pride Madrid

Lema de ALEAS: ‘Nuestra dignidad no se toca. ¡A luchar!’

El Área de Libertad de Expresión Afectivo-Sexual de Izquierda Unida (ALEAS) participará de manera crítica en la manifestación del World Pride de Madrid que se celebra mañana sábado, día 1. Tras el lema ‘Nuestra dignidad no se toca. ¡A luchar!’, animamos al colectivo LGTBI a salir a la calle y pelear por la justicia y los derechos que nos merecemos.

ALEAS estará presente en la manifestación del World Pride para denunciar las agresiones LGTBIfóbicas que siguen produciéndose en el Estado, las últimas de ellas durante la manifestación del Orgullo en Murcia y, el pasado sábado, en Chueca al inicio del evento que estamos celebrando. Las instituciones siguen sin responder a las necesidades del colectivo LGTBI. Por eso, luchamos por las leyes que necesitamos que se aprueben y luchamos para que, una vez aprobadas, se cumplan.

ALEAS, no obstante, participará de manera crítica en esta manifestación: No compartimos un modelo de Orgullo mercantilizado donde las empresas se muestren como referentes de ocio y consumo para el colectivo LGTBI; donde ocupar la vía pública se utilice en beneficio económico de unas pocas personas; donde el capitalismo utilice nuestra lucha para ‘normalizar’ nuestra dignidad y nuestras vidas, que hemos decidido vivir fuera de sus normas en sororidad.

Además, subrayamos la importancia que este año ha tenido la lucha por el reconocimiento y el respeto a la diversidad de identidades y expresiones de género, esa que la publicidad de este World Pride ha ignorado por completo. Este 2017 ha sido un año en el que las personas transexuales, transgénero, intersexuales... han sufrido el ataque del fascismo más rabioso. Sin embargo, el trabajo de sensibilización y difusión ha sido un ejemplo que debe recordarse en espacios como este.

Ahora no sólo toca salir mañana a la calle, sino cada vez que las personas LGTBI sufran una agresión: en los centros de trabajo, educativos, de salud, en zonas de ocio, en nuestras calles y nuestros barrios... y también en las instituciones, donde nos jugamos que las violencias que ejercen contra el colectivo LGTBI sean tan merecedoras de castigo como las que ejercen contra tantos otros colectivos en desventaja en este sistema capitalista, machista y heterocispatriarcal.

Existen grandes retos legislativos que abordar en todo el Estado por la lucha de los derechos de las personas LGTBI que requieren del trabajo colectivo. La necesidad de abordar redes internacionales que respondan a la defensa y la conquista de derechos a nivel global, tanto desde el bloque del activismo como desde las instituciones.

El Área de Libertad de Expresión Afectivo-Sexual de Izquierda Unida considera estos motivos más que suficientes para salir a la calle y defender, como indica nuestro lema, que

NUESTRA DIGNIDAD NO SE TOCA. ¡A LUCHAR!