IU formaliza que Catalá explique en el Congreso si “ha mediado o recibido presiones para mediar” por parte de dirigentes del PP para “asegurar” el ascenso de fiscales

El diputado y portavoz de Justicia de IU en la Cámara Baja, Ricardo Sixto, firma esta petición de comparecencia tras la conversación entre Ignacio González y Eduardo Zaplana grabada por la Guardia Civil en el marco de la ‘Operación Lezo’ y desvelada por los medios

Izquierda Unida, a través de su diputado portavoz de Justicia, Ricardo Sixto, ha registrado hoy la petición de comparecencia del ministro del ramo, Rafael Catalá, para que dé cumplida cuenta en sede parlamentaria sobre “si ha mediado o recibido presiones para mediar por parte de destacados dirigentes del Partido Popular con el fin de ‘asegurar’ un mejor destino de miembros de la carrera fiscal, tal y como aparece reflejado en unas grabaciones de audio destapadas por los medios de comunicación y que han sido incorporadas a la pieza separada Nº 22.510/13, más conocida como ‘Papeles de Bárcenas’, que instruye la Audiencia Nacional”.

Izquierda Unida lleva así al ámbito parlamentario las graves responsabilidades políticas que afectarían al titular de Justicia del Gobierno de Mariano Rajoy a partir de una mediación planteada para influir en determinados nombramientos judiciales, destapada en la conversación que mantienen el ex presidente del PP de la Comunidad de Madrid y principal investigado en la conocida como ‘Operación Lezo’, Ignacio González, y el destacado dirigente ‘popular’ y ex ministro de Trabajo, Eduardo Zaplana, como recogen unas grabaciones conocidas ahora.

En distintas conversaciones, como en esta obtenida por la Guardia Civil en enero pasado con mandato judicial en el despacho particular de González durante la investigación de la ‘Operación Lezo’, se observa el reiterado interés de los dirigentes del PP por mantener a importantes cargos de la carrera fiscal en ‘puestos clave’ en distintas instancias judiciales.

En esta charla, tal y como informan distintos medios, González informa a Zaplana que ha quedado a comer ese día con un tal Ángel, a lo que el dirigente valenciano del PP contesta que le gustaría pasarse por esa comida y le añade que: ‘Tengo una cosa que deciros a los dos, que no tiene nada que ver con las cosas que estamos hablando. Me dijo Aznar que lo hablara con Ángel… para que habléis los dos, que sois amigos, con Catalá (en referencia al ministro Rafael Catalá). De poner…, bueno, poner…, él ya se lo gana por escalafón y por puntos. Se va Zaragoza (en alusión al fiscal Javier Zaragoza) de fiscal jefe de la Audiencia Nacional’.

‘¿Y tu amigo?’, le pregunta González, a lo que Zaplana responde que ‘está el segundo, de teniente fiscal’, en referencia a Jesús Alonso, que al final sí fue nombrado fiscal jefe en lugar de Zaragoza. ‘¿No lo iban a poner aquí?’, vuelve a preguntar González, insistiendo en lo que estaban hablando. ‘¡Yo creo que sí, pero para asegurar!’, sentencia Zaplana.

Además de en esta conversación, el ministro Catalá ya ha sido protagonista de otros polémicos casos que llevaron a su reprobación en el Congreso. Entre ellos está el SMS de respuesta que remitió a Ignacio González, cuando éste ya estaba siendo investigado por presuntos casos de corrupción, donde le decía ‘Gracias Nacho. Un fuerte abrazo. Ojalá se cierren pronto los líos’.

Hace tiempo se publicaron también otras conversaciones donde aparece González en las que daba muestras de su notable interés para que se nombrara al fiscal Manuel Moix como fiscal jefe Anticorrupción, como así ocurrió, aunque tuvo que dimitir poco después tras salir a la luz que disfrutaba de una sociedad en Panamá.