Garzón dirige otra pregunta a la vicepresidenta del Gobierno para que explique en la sesión de control qué piensan hacer para “acelerar enormemente la lucha contra el cambio climático”

El portavoz parlamentario de IU cambia así la cuestión para el Pleno del próximo miércoles después de que el Ejecutivo del PP maniobrara en el último momento la semana pasada para no responder a la pregunta dirigida también entonces a Sáenz de Santamaría sobre la idoneidad de Luis de Guindos para optar a la vicepresidencia del BCE

El portavoz parlamentario de Izquierda Unida, Alberto Garzón, ha registrado esta mañana una nueva pregunta dirigida a la vicepresidenta del Gobierno, Soraya Sáenz de Santamaría, para su respuesta oral en la sesión de control al Ejecutivo del próximo miércoles, día 21. Garzón plantea en su iniciativa “¿qué piensa hacer el Gobierno para acelerar enormemente la lucha contra el cambio climático, tal y como exhorta a hacer el último borrador de informe conocido del Panel Intergubernamental de Cambio Climático de Naciones Unidas?”

El máximo responsable de IU cambia así la pregunta que se mantenía para esta nueva sesión de control, tal y como permite el Reglamento de la Cámara Baja, después de que la semana pasada desde el propio Gobierno del PP maniobraran en el último momento para no responder a la cuestión que entonces dirigió también a la vicepresidenta, en ese caso sobre la idoneidad de Luis de Guindos para optar a la vicepresidencia del BCE.

Los responsables del Ejecutivo de Mariano Rajoy recurrieron a la treta parlamentaria para no tener que pronunciarse sobre esta cuestión de redirigirla al propio De Guindos, sabiendo perfectamente que estaría ausente del Pleno y que no podía contestar. Garzón ya denunció que “nos encontramos así con que una pregunta al Gobierno sobre la idoneidad de uno de sus ministros para un puesto de responsabilidad en Europa pretendían que la contestara... ¡el propio ministro!”

Ese mismo miércoles, día 14, Alberto Garzón ya se dirigió por carta a la presidenta del Congreso, Ana Pastor, para solicitar el amparo parlamentario y pedir explicaciones sobre esta “clara estrategia de dilación y de falta de respeto al trabajo en la Cámara Baja demostrada por el Gobierno del PP”.