Garzón dirige una carta a las más de 60.000 personas militantes y simpatizantes de IU en la que demanda “felicidad, fraternidad y esperanza” para afrontar los retos de 2018